¿Año nuevo, casa nueva? Consejos para mudarte en Navidad

md1

Hacer una mudanza en Navidad

Puede parecer una locura realizar una mudanza en Navidad, pero lo cierto es que es una época estupenda para hacerlo. Aunque no todos tenemos vacaciones, hay cierta flexibilidad en muchas empresas para coger días libres. Además, los niños no tienen colegio, así que no es necesario preocuparse por su horario. Lo malo es que durante estos días hay siempre una gran cantidad de eventos sociales. Pero si conseguimos organizarnos bien y seguimos estos consejos, mudarse en Navidad no tiene por qué convertirse en una pesadilla.

Preparando el cambio

Para evitar sorpresas y trabajo extra, lo mejor es planificarlo todo bien. Si sueles llevar una agenda o te encantan las listas, lo tendrás muy fácil. Si no, con estos consejos seguro que te echamos una mano.

Reserva tu empresa de mudanzas con antelación

Aunque no lo parezca, las vacaciones de Navidad son una época en la que el número de mudanzas puede aumentar considerablemente. Como muchas otras empresas, las que se dedican a ello pueden ver reducida su plantilla debido a vacaciones o días libres. Además, debemos tener en cuenta que los plazos no son los mismos para mudanzas en Barcelona que para mudanzas internacionales. Por eso, debemos contactar cuanto antes con ellos, para exponerle nuestras necesidades y reservar sus servicios con tiempo.

Contacta con tus proveedores

Asegúrate de contactar a tiempo con tus compañías de gas, luz y agua para notificarles el cambio de domicilio. ¡Si falta alguno de estos servicios, la cena de Nochebuena se puede complicar un poco!

Ten en cuenta el frío

La Navidad es una época muy hermosa. Pero la nieve, el frío y los temporales pueden complicar la mudanza. A la hora de empaquetar, acuérdate de tener a mano todo lo necesario para manteneros calientes y secos, como algunas mantas y puede que unos pares de calcetines extra.

Prepara una caja de Navidad

Empieza a guardarlo todo con dos semanas de antelación, para poder hacerlo con calma. Recuerda que debe ir todo bien etiquetado. Separa la decoración, los regalos y tu mejor cubertería para la comida de Navidad. De esta manera, preparar y empezar a disfrutar del ambiente navideño será lo primero que hagas en tu nuevo hogar.

Durante la mudanza

Si tu planificación ha sido correcta, la mudanza será la mitad de tediosa. Aún así, sabemos lo estresante que resulta y creemos que estos consejos te pueden ayudar a superar el día.

Protege a los más pequeños

Un cambio de hogar puede ser un momento delicado para niños y animales. Conviene mantenerlos seguros y entretenidos en una habitación tranquila, para que no sufran la ansiedad de abandonar su antigua casa. Por supuesto, si alguien de la familia se puede encargar de ellos durante todo el día, mucho mejor.

Intenta llegar temprano

En invierno se hace de noche enseguida, así que debemos intentar llegar a la nueva casa antes de que anochezca. De esa manera podremos poner a calentar cuanto antes nuestra nueva casa.

¡Cuidado con los regalos!

Lo más importante de todo, vayas a donde vayas, es enviar tu nueva dirección con tiempo a familiares y amigos para que te tengan localizado y puedan enviarte sus postales, regalos e incluso hacerte alguna visita sorpresa. Eso si tú quieres, claro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *